Viernes, Julio 28, 2017

La década perdida

El Presidente de la República realiza hoy el último informe a la Nación y lo hace en condiciones de desgaste y descomposición, pues las ecuatorianas y ecuatorianos vivimos momentos difíciles, las recientes medidas adoptadas por el régimen correísta han golpeado la economía del país aún más.

Una década perdida, una década caracterizada por el odio, el autoritarismo, la persecución, el despilfarro y la corrupción, que en este informe pretenden ser maquillados, cuando en efecto la realidad se siente en las calles y en cada uno de los hogares de las y los trabajadores ecuatorianos.

La perdida de libertades y derechos ha sido una constante bajo el régimen correísta, en el ámbito de los derechos humanos nos encontramos frente a un escenario de criminalización de la protesta social y de dirigentes sociales, más de 700 personas han sido judicializadas, perseguidas, amenazadas, solo por el hecho de pensar diferente.

[pro_ad_display_adzone id=”3286″ ajax_load=”1″ align=”left”]En cuanto a derechos laborales se han aprobado varias normas que han significado un grave retroceso que implica: flexibilización laboral, afectación a la libertad sindical, descalabro del sistema de la seguridad social, etc.

En materia de corrupción la ciudadanía ha sido testigo de casos como: Venta de ECUDOS a precio de regalo; compra de Ambulancias no funcionales; préstamo a Gastón Duzac; come cheques, narcovalija; Gran Hermano; Pedro Delgado; Helicópteros Dhruv, entre otros tantos; y, el último escándalo relacionado con los #PanamaPapers en donde se encuentran involucrados el Fiscal General del Estado Galo Chiriboga, el primo del Presidente Pedro Delgado y principalmente el ex Gerente de Petroecuador Alex Bravo, quien incrementó su patrimonio de forma estrepitosa y adjudicó grandes contratos a empresas vinculadas a sus familiares e íntimos amigos; todo aquello pone de manifiesto los niveles de descomposición del régimen, lo que ha ocasionado el generalizado rechazo popular.

En cuanto a los temas sociales, la carestía de la vida, una canasta básica que llega a los USD 700 mientras el salario de un trabajador es de apenas USD 366, mismo que se encuentra sujeto a reducción según la última reforma laboral, no alcanza a cubrir ni el 50%. Más de 190.000 ecuatorianos/as pasaron a engrosar el ejército de desempleados sólo en el último año, en el país hay un empleo inadecuado de más del 48% sumado al desempleo que bordea el 6%, cifras de las que por supuesto el gobierno no habla.

Las leyes en esta década de retrocesos han ido encaminadas a fortalecer a los grandes grupos de poder económico; la banca, uno de los sectores más beneficiados tiene una utilidad promedio de un millón de dólares diarios, los grupos económicos mimados en esta década han acumulado riquezas como nunca antes, sus ingresos anualmente bordean el 50% del Producto Interno Bruto de todo el país, y las desigualdades sociales continúan intactas o quizá peores.

Las leyes de Aguas y de Tierras no han tocado la concentración de estos recursos, al contrario le brindan mayores posibilidades al gran capital, dejando al pequeño y mediano productor, campesino e indígena a su suerte.  Las puertas abiertas a las transnacionales mineras y petroleras han contado con el respaldo del gobierno de Correa, -primero el capital y luego el ser humano-; así lo expresan con la venta a la transnacional Shlumberger del segundo campo de producción petrolera más grande de nuestro país como es el Campo Auca – Bloque 61, con reservas probadas y una producción diaria de 66 mil barriles con los cuales se garantiza un multimillonario negocio para esta empresa en detrimento del erario nacional, así como la traición a las y los jóvenes ambientalistas con la explotación del parque nacional Yasuní.

En nuestra provincia las afectaciones del correato no se han hecho esperar, sobre todo en materia minera, en donde los desalojos, represión, criminalización y muerte contra defensores de la naturaleza han sido la tónica. Es incalculable la contaminación y destrucción que el voraz apetito de las transnacionales mineras auspiciadas por este Gobierno nos ha dejado a los zamorano chinchipenses, como en Cóndor Mirador y el caso Tundayme, en donde la presencia de estas empresas en territorios de indígenas Shuar y campesinos han puesto de manifiesto los nefastos resultados del extractivismo. Pero los incumplimientos del Régimen también ponen de manifiesto la manipulación de la revolución ciudadana hacia nuestra población, como el caso de la sede de la Universidad Estatal IKIAM para el cantón El Pangui, la rehabilitación de la carretera Loja-Zamora, la implementación de la unidades educativa “del milenio” como el caso de Cumbaratza, entre otros, que siguen siendo unas de las grandes deudas de este gobierno con nuestra provincia.

Pero compatriotas, tras la indignación es necesario señalar que estos años a su vez, también han sido de lucha y de resistencia, a través de la participación popular se ha llevado adelante intensas jornadas en las calles y plazas de nuestro país que han posibilitado importantes reivindicaciones populares y retrocesos para el régimen, el más importante es que se le ha puesto fecha de caducidad a este régimen, hemos luchado en contra del autoritarismo, la concentración de poder, la corrupción estatal, la violación a los derechos y libertades fundamentales; y a favor de los derechos a la naturaleza, las garantías constitucionales y nuestra soberanía.   El movimiento social organizado, a pesar de los intentos de división, de cooptación a dirigentes sociales ha buscado alternativas en la unidad y organización de los sectores populares, nuestra opción no puede ser el pasado neoliberal ni la derecha del siglo XXI disfrazada de socialismo, avanzar en el camino de la Unidad Popular y construir nuestra opción para el cambio es la tarea de todos y todas para recuperar nuestros derechos.

By @miltongualan2

Acerca masharosnews

Compruebe también

Bomberos de Zamora, incrementan servicios

Bomberos de Zamora, incrementan servicios

Zamora.  La Empresa Pública Cuerpo de Bomberos del GAD Municipal de Zamora, inició el proceso …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Bienvenido
By clicking any of these buttons you help our site to get better